Capítulo 3: “La reacción de Goku”

Justo entonces, Goku detuvo la mano de Vegeta a tres centímetros del rostro de Krilim. Vegeta estaba realmente sorprendido.

Vegeta: ¿Pero qué pasó? ¿quién osó impedir mi ataque?

Se sorprendió al darse cuanta de quién había sido y una vez más se llenó de una terrible impotencia al darse cuenta de la superioridad de Goku.

Goku: No permitiré que le hagas daño a mi amigo, Vegeta. Antes de hacerle algo a Krilim, tendrás que vértelas conmigo, así que te lo advierto.

Vegeta: Yo, el Príncipe de los Saiyajins, no le tengo miedo a un soldado de última categoría como tú, Kakarotto.

Goku miró detenidamente a Vegeta como si a través de sus ojos le transmitiera todo el poder que éste era capaz de generar, tanto que por un momento hasta le hizo dudar.

Goku: Pues yo creo que deberías.

Piccolo: ¡¡¡Muy bien, ya basta todos!!!, esto se está complicando demasiado, mejor despido a Shenlong para poder resolver este asunto más tranquilamente… Bien, Shenlong, por ahora no te pediremos el segundo deseo, pero cuando estemos listos para hacerlo, te llamaremos.

Shenlong: Muy bien, como ustedes quieran.

En ese momento desapareció, y el día se aclaró de nuevo como si nunca hubiera aparecido el dragón.

Yamcha: ¿Pero qué te sucede, Krilim? ¿Que no te das cuenta de por quién estás arriesgando tu vida?

Gohan: Es cierto, ¿es que acaso has olvidado todo lo que pasó por su culpa? No entiendo tu determinación de defender a esos androides.

Krilim: Pero es que ellos en el fondo no han lastimado a nadie, y estoy seguro de que ellos no son malos en realidad.

La verdad, aunque nadie lo supiera, es que Krilim, al ver a Cell absorber a #18, se había dado cuenta de lo que realmente sentía por ella y no estaba dispuesto a perderla otra vez. Pero Trunks, que se encontraba realmente alterado por la situación que vivía, dijo:

Trunks: ¡¡¿Y estas dispuesto a arriesgar el futuro por una corazonada?!!

Krilim: Es más que eso, la prueba está en que Shenlong los volvió a la vida. Si ellos realmente fueran malvados, esto no hubiera pasado.

Tenshinhan: Odio admitirlo, pero creo que Krilim tiene razón.

Entonces, los androides, que hasta entonces no habían abierto la boca, dijeron:

#17: Miren, no sé qué está pasando aquí, lo último que recuerdo es a ese infame de Cell tratando de comerme. Realmente pensé que era mi fin, pero ya que fueron tan tontos de volverme a la vida, no dejaré que alguien me haga daño a mí o a mi hermana #18, y menos ese estúpido enano.

Vegeta: ¡¡¿A quién llamas enano, infeliz?!!

Gohan, sin hacer caso de Vegeta:

Gohan: Entonces ustedes son hermanos, no lo sabíamos.

#18: Así es, o al menos lo éramos hasta que ese demente del doctor Maki Gero nos raptó de nuestra ciudad natal, alejándonos de nuestra familia y nos convirtió en lo que somos ahora sin nuestro consentimiento. Es por eso que lo odiábamos tanto.

Todos se quedaron en silencio al oír la historia. Hasta Trunks, sin querer, empezó a cambiar de forma de pensar. Trunks, hablando cada vez más despacio y bajando su voz, dijo:

Trunks: Yo… no lo sabía.

Krilim: ¿Lo ven?, ellos no son malos. Y si le pedimos a Shenlong que los conviertan en humanos, ellos ya no serán una amenaza, ¿están de acuerdo, amigos?