Capítulo 1: “Prólogo de una entrega”


Toda esta locura empieza afuera del gran salón “Satán”, de ciudad Satán, obviamente. Todos los grandes personajes de la animación japonesa se darán cita este día para la entrega de premios “Best Animenation”. Afuera del gran salón, los grandes reporteros Danyliz y Valente están recibiendo a los invitados y a los nominados.

Danyliz: ¡Buenas noches a todos! Estamos de gala, están a punto de llegar las grandes personalidades de la animación japonesa.

Valente: Sí, muy pronto todos llegarán. Danyliz, ¡ve cuanta gente hay el día de hoy!

Danyliz: Así es, todos vienen a ver a sus héroes.

Valente: Espera, una limosina se acerca.

Danyliz: ¿Quiénes serán?

La limosina se acerca y baja de ella un chico con cabello rojo.

Valente: ¡Vaya!

Danyliz: ¿Alguien del público llega en limosina?

Valente: ¿No lo reconoces? ¡Es Hanamichi Sakuragi!

Danyliz: ¿Hanamichi… qué?

Valente: ¡¡¡HANAMICHI SAKURAGI!!!

Danyliz: ¿Hanamichi Sakuragi? ¿Es famoso?

Valente: ¡Claro! Sale en la serie de Slam Dunk.

Danyliz: ¡¡Ah, es el amigo de Yohaimito!!

Valente: Sí, ése es.

Hombre del público: ¡Miren! ¡Creo que es él!

Hanamichi: Vaya, veo que todos me reconocieron en esta noche. Estoy listo para los autógrafos.

Público: ¡¡Sí!! ¡¡Es él!!

Hanamichi: ¡¡Hola, mis amados admirado…!!

Público: ¡¡Satán!! ¡¡Satán!! ¡¡Satán!!

Atrás de Hanamichi llega el grandioso Mr. Satán…

Satán: ¡¡Hola a todos!! ¡¡Llegó su héroe!!

Todos: ¡¡¡AHHH!!! ¡¡Satán!! ¡¡Satán!!

Hanamichi: Maldito viejo oportunista, me quitó a mi público.

Danyliz: Ja, ja, ja, nadie le hizo caso, ni pintándose el cabello de rojo lo logra, ja, ja…

Valente: No te rías de él, recuerda que debemos ser objetivos.

Danyliz: Le quitas toda la diversión.

Satán y Hanamichi entran al salón, seguidos de todo el mundo que admira a Satán.

Danyliz: Creo que nos quedamos solos, Mr. Satán es fabuloso.

Valente: ¿De cuando acá te agrada?

Danyliz: ¡Siempre me ha agradado!

Valente: ¿Convenció a Trunks del futuro para que viniera?

Danyliz: Sí… Pero esa no es la razón por la que me agrada…

Valente: Sí, claro.

Danyliz: Pero eso quiere decir que ya van a llegar los impotantes, así que ponte atento.

Valente: Sí, mejor voy a ver quién llega.

Danyliz: ¡Espera! No me dejes so…

Valente se va sin hacerle caso a Danyliz.

Danyliz: …la, bueno, pues ya se fue. No sé porqué siento que alguien me mira.

De repente alguien llega por detrás de Danyliz, agarrándola de las caderas.

Yokoshima: ¡¡Hola preciosa!!

Danyliz: ¿Y tú quién demonios eres?

Yokoshima: Trabajo con Mikami, ¿sabes? Es un trabajo duro, tengo que ayudarla con el asunto de los fantasmas. Y además de todo, siempre soy el que sufre.

Danyliz: Pero no quitas tus manotas, ¿verdad?

Yokoshima: No te escucho quejarte.

Danyliz: Tienes cinco segundos para…

Yokoshima: (Soltándola) Ya, ya, no es para tanto, preciosa. Pero eso sí, me permitirás darte un besito en tu boca.

Danyliz: ¿Qué?

Yokoshima se acerca mucho a Danyliz para besarla, pero justo en ese entonces…

Valente: (Golpeando a Yokoshima en la cabeza) ¡¡Sereno, moreno!!

Yokoshima: (Desmayándose) Anoten la matrícula…

Valente: Se mira pero no se toca, pervertido éste.

Danyliz: Mira quién lo dice.

Valente: ¡Cállate! Me descubres ante el público.

Danyliz: Oye, ¿No crees que te pasaste con este pobre cristiano?

Valente: No sé porqué lo dices, te quería atacar, recuerda que la carne es débil.

Danyliz: Te equivocas, él no me quería atacar en lo más mínimo.

Valente: ¿Ah, no? ¡Ya la regué! ¿Y qué quería hacer tan cerca de ti?

Danyliz: Pues besarme en la boca.

Valente: Ah, bueno… ¡Oye! Eso es mucho peor, no lo digas tan tranquila.

Danyliz: Cálmate, no hubiera pasado si no me hubieras dejado sola. Además, yo lo iba a poner en su lugar de inmediato, pero no me dejaste.

Yokoshima (Incorporándose) ¿Quién me golpeó?

Danyliz: ¿Te digo?

Mikami: ¡¡¡YOKOSHIMA!!! ¡Te dije claramente que entraras al salón a apartar lugares!

Yokoshima: ¡Ay, mamá! Mejor entro.

Mikami: Sí, y más te vale que encuentres buenos lugares.

Yokoshima: Sí, sí, sí.

En eso, varias chicas de Ranma 1/2 hacen su aparición: Akane, Shampoo, Nabiki, Ukyo y Kasumi lucían despampanantes. Yokoshima trata de entrar, pero por ir viendo a estas chicas, choca contra la pared.

Danyliz: Vaya, qué manera tan original de entrar.

Hapossai: ¿Lo crees, linda?

Danyliz: Otro pervertido, lo que faltaba.

Hapossai: ¿Por qué tratas así a un pobre ancianito?

Danyliz: Que ancianito ni que nada. No lo conociera, viejo mal pensado.

Hapossai: ¿Acaso es pecado que me gusten las chicas guapas?

Valente: ¿Las micas guapas? ¿Qué son las micas guapas?

Hapossai: ¡Tonto! ¡Dije CHICAS guapas!

Danyliz: Creo que ya sé qué clase de persona es usted.

Hapossai: ¿Ah, sí? Dime qué clase de ancianito tierno crees que soy.

Danyliz: A ver, ¿Cómo lo digo para que no suene tan rudo? ¡Creo que es un viejo miserable, pervertido, y que no tiene otra cosa que hacer más que estar viendo a las chicas!

Valente: ¿Eso no es rudo?

Hapossai: No tiene caso que me enfade, pero te perdonaré si me das un gran abrazo-beso…

Hapossai se lanza a Danyliz, y ella lo golpea, lanzandolo muuuy lejos.

Valente: Oye, no hagas eso, recuerda que estamos aquí para ser objetivos, no para golpear a las personalidades.

Danyliz: No voy a dejar que un viejo me toque.

Valente: Otra cosa sería si fuera Trunks del futuro, ¿verdad?

Danyliz: (sonrojándose) Ah, eso es diferente.

Valente: Sí, muy diferente, ajá…

Oba: ¡¡Qué onda, chicos!!

Danyliz: ¡¡Hasta que llegaste!! ¡¡Te cité hace más de una hora y apenas llegas!! ¿Dónde diablos andabas, pedazo de…?

Valente: (En voz baja a Danyliz) Shh, estamos al aire.

Danyliz: Ejem, por fin llegó nuestro corresponsal Oba. ¿Nos podrías decir dónde estabas?

Oba: ¡Qué diferencia! Ya vez, no debes tomar tanta coca-cola, ¿Sabías que los ingredientes químicos de esa bebida pueden causar…?

Danyliz: ¡No! ¡No sabía! Y no me importa, sólo quiero que me digas porqué llegas hasta esta hora, no que des comerciales gratis.

Oba: Creí que era uno de nuestros patrocinadores.

Valente: Sí, pero eso es hasta la entrega de premios, no ahorita.

Oba: Ah, perdón.

Danyliz: ¿Ya podrías decirnos en DÓNDE DEMONIOS ESTABAS?

Oba: Bueno, lo que pasa es que venía para acá, pero me encontré a Ryoga, y pues sin querer lo golpeé con mi auto…

Danyliz: ¿Golpeaste a Ryoga?

Oba: ¿Quién lo manda a atravesarse por andar a pie? El caso es…

Valente: ¿Qué pasa? ¿Por qué te quedas callado?

Oba: Valente, ¿podrías sujetar a Danyliz en lo que digo esto?

Valente: ¿Sujetarla? ¿Para qué?

Oba: ¡Tú hazlo!

Danyliz: Solo porque quiero saber esto, me dejo.

Valente sujeta a danyliz y Oba empieza a contar la historia.

Oba: Resulta que llevé a Ryoga al hospital para ver si no había sufrido algo grave, lo malo es que iba gritando y diciendo muchas cosas que no entendí.

Danyliz: ¿No sería que Ryoga NO quería ir, y tú lo obligaste?

Oba: ¿Crees que haya sido eso? Es cierto que se negó, pero tú sabes qué sentido de la responsabilidad tengo. Tuve que llevarlo aunque él no quisiera.

Valente: ¿Y qué es lo malo?

Oba: Lo que pasa es que en el camino al hospital, me encontré con una nave y choque con ella…

Valente: ¿Acaso piensas matar a todos en ciudad Satán o qué?

Oba: Eso no es lo peor. ¿Adivinen de quién era la nave?

Valente: ¿De quién?

Oba: Era una nave del futuro, con la insignia de Capsule Corp., y traía a…

Danyliz: ¿No me digas que…?

Oba: …A Trunks del futuro, y como lo choqué, la nave se decompuso, pero como no sabía quién era, crei que era un extraterrestre o algo así.

Danyliz: ¿Cómo que un extraterrestre? ¿Estás ciego o qué te pasa? ¡Cómo confundes a MI TRUNKS con un extraterrestre?

Oba: ¡Ay, si, tu Trunks! ¿Pues cuando lo compraste?

Danyliz: ¡Cállate y termina de contar!

Valente: Sí, nos dejas en ascuas, recuerda que con trabajos Mr. Satán logró que viniera desde el futuro.

Oba: En fin, cuando los dos aterrizamos, él dijo que iba a ver si su mamá arreglaba la nave. No sé cómo te gusta esa cosa, Danyliz. Todavía tiene “mamitis”…

Danyliz: ¡¡Eso es algo que a ti no te importa!!

Oba: El caso es que creí que era un extraterrestre, y le di un golpe religioso.

Danyliz y Valente: ¿Un golpe religioso?

Oba: Sí, le di un santo madraz…

Valente: ¡No digas esas cosas al aire! ¡Nos van a censurar! ¿No ves que queremos hacer algo decente?

Oba: Está bien, le di un golpe con mi puño…

Danyliz: ¡¡¿¿QUE HICISTE QUÉ COSA??!!

Valente: Dios, ya se enojó…

Danyliz: (Soltándose como puede y acercándose a Oba) ¡¡¿¿Como pudiste??!! ¡¡¿¿Se lo diste en la cara??!!

Oba: ¡No, cómo crees que lo iba a golpear en la cara! Lo golpeé en el estómago.

Danyliz: ¡¡¿¿En el estómago??!! ¿Y cómo está? ¿Qué le pasó? ¡Habla o hago que tengas que accionar tu cámara presionándote el estómago!

Oba: Quiero ver que hagas que me la trague.

Danyliz: Hay otro conducto.

Valente: ¡Dejen de discutir! ¿Y qué pasó?

Oba: Los llevé a los dos al hospital, y no les pasó nada malo, sólo que nos perdimos al querer llegar aquí.

Valente: ¿Cómo que se perdieron?

Oba: Es que Ryoga nos iba guiando.

Danyliz: ¿Ryoga? ¡Por qué lo dejaste guiarlos! ¡Ya sabes que es un desorientado de lo peor!

Oba: Era el único que sabía la dirección, como Trunks iba a llegar a su casa para venirse con su familia, y yo perdí la dirección…

Danyliz: ¡Eres un descuidado! En fin, ¿y donde están Ryoga y TRUNKS?

Valente: No remarques ese nombre, todos pensarán que tienes favoritismo.

Oba: Pues se quedaron allá adelante esperando a sus amigos.

Danyliz: Pero las chicas de Ranma ya llegaron.

Oba: ¿Y también llegó Mr. Satán? Es que a él también lo choqué.

Danyliz: ¿A él también? Si llegó, pero traía en su limosina a… ¿Cómo se llamaba?

Valente: Hanamichi Sakuragi…

Danyliz: Sí, a ése.

Oba: Debe ser porque a él también lo atropellé con mi auto, y al chocar con Mr. Satán, se ofreció a traerlo hasta acá.

Valente: …

Danyliz: ¿Por qué no tomas clases de conducir? ¿Y por qué decidió traerlo?

Oba: Porque le dije que era reportero, y le prometí contar su hazaña al aire, ¡y cumplí!

Danyliz: ¿Por qué? ¿Por qué te pedí que fueras corresponsal de este gran evento?

Oba: No te azotes tanto, no pasó nada.

Danyliz: ¿¿Nada?? ¡¡Casi matas a todos los nominados de esta noche!!

Oba: Pero no los maté.

Danyliz: ¡Mira! ¡Ya están llegando todos! Tendremos que ir a entrevistarlos.

Oba: ¡¡Yo entrevisto a Setsuna Meiou!! ¿Sí? ¿Puedo?

Danyliz: ¡Haz lo que quieras!

Valente: Es mala idea que le digas eso, a lo mejor la atropella a ella también.

Danyliz: Tienes razón, Oba querido, ten CUIDADO, no vayas a estropear esto.

Oba: Lo dices como si yo arruinara todo.

En eso se acercan varias personalidades de la animación. Shinji Ikari y Asuka Langley, con Rei Ayanami más atrás, Usagi Tsukino viene del brazo de Mamoru Chiba, y Chibi Usa viene bastante molesta. Bulma Briefs viene con su hijo, el pequeño Trunks, y atrás de ellos viene Vegeta y…

Danyliz: ¡¡Ahhhh!! ¡¡TRUNKS DEL FUTURO!! ¡No puedo creerlo! ¡Debe ser un sueño!

Oba: Ya se me hacía raro que no reaccionara así.

Valente: Es que no lo había visto.

Danyliz: ¡Es un sueño!

Oba: Si quieres te pellizco para que veas que no.

Danyliz: ¡Déjame!

Hapossai: ¡¡Yo con gusto te pellizco, linda!!

Danyliz: ¡¡No me toque!!

Valente: Que rápido regresó, le suplico que perdone a…

Danyliz: ¡No le ofrezcas disculpas!

Valente: Oye, no han llegado los invitados especiales, y a ellos también tenemos que entrevistarlos… ¿Danyliz?

Danyliz está viendo a Mirai Trunks perdidamente.

Valente: No tiene caso, mejor iré a entrevistar a Vegeta.

Danyliz: ¿En serio vas a ir? ¿Me llevas?

Valente: Pórtate como una profesional, ¿de acuerdo?

Danyliz: Sí, sí, lo que digas, pero vamos.

Oba: Yo voy a ver si ya llegó Setsuna.

Hapossai: Yo voy contigo, hay muchas chicas lindas a las que quiero ver.

Oba: Cuidadito y toca a MI Setsuna.

Danyliz: ¿Tu Setsuna? ¿Pues cuando la compraste?

Oba: Muy graciosa.

Todos se separan para ir a entrevistar a sus personajes favoritos, en esta fiesta que apenas está empezando.